Autoridades militares estadounidenses hacen eco de que Nicolás Maduro utiliza las criptomonedas para evadir sanciones

Desde el Comando Sur agregan que el uso de las criptomonedas en la región está vinculado con Nicolás Maduro y sus esfuerzos por mantenerse en el poder.

Craig Stephen Faller, almirante de la Marina de los Estados Unidos y Jefe del Comando Sur de los Estados Unidos, afirmó este lunes 5 de octubre que “el hecho de que el 60% de las transacciones de criptomonedas estén en el hemisferio está relacionado con lo que pasa en Venezuela”, haciendo referencia a que las mismas pudieran estar vinculadas con Nicolás Maduro, quien se encuentra sancionado y con una legitimidad cuestionada por el gobierno de los Estados Unidos.

El almirante Faller no menciona de donde obtiene la conclusión de que el 60% de las transacciones con criptomonedas provengan de la región latinoamericana, pero si expresa que ante tal hecho “están ampliando sus rangos de respuestas” para así evaluar todo el “entremado” en el que se encuentra Nicolás Maduro para evadir las sanciones impuestas.

Esta respuesta fue brindada en medio de una serie de preguntas que se formuló el jefe militar americano en donde se planteaba la razón de que todavía Nicolás Maduro seguía en el poder dentro de Venezuela, así como evaluando el sentido y resultados que las acciones de Estados Unidos habían tenido sobre el proceso político en la nación sudamericana.

Nicolás Maduro y las criptomonedas

Más allá de poder evaluar o conocer las fuentes que utiliza el almirante Faller para vincular las criptomonedas con la Administración de Nicolás Maduro en Venezuela, el propio mandatario planteó el pasado 29 de septiembre la “Ley antibloqueos”, un proyecto de Ley planteado por el mandatario para poder evadir las sanciones que Estados Unidos ha impuesto sobre miembros de su gabinete y distintas empresas estatales.

En medio de la presentación del proyecto, Maduro expresó que la nueva ley buscaría impulsar al Petro, la divisa digital estatal, y “criptomonedas, nacionales y globales” para el comercio a nivel nacional e internacional. De forma expresa también mencionó que con este proyecto se buscaría que “todas las criptomonedas del mundo, estatales y privadas” pudieran ser utilizadas formalmente en Venezuela.

Fuente: https://es.cointelegraph.com/news/us-military-officials-echo-nicolas-maduros-use-of-cryptocurrency-to-evade-sanctions

CryptoNews – Todo lo que usted quiere saber sobre las criptomonedas en un solo lugar

Venezuela publica una nueva regulación para la minería de criptomonedas

Desde las oficinas de la Superintendencia de Criptoactivos y Actividades Conexa (SUNACRIP) han emitido un nuevo cuerpo legal que tendrá como objetivo regular la minería de criptomonedas dentro del territorio venezolano. Con un cuerpo de texto de apenas 23 artículos, la regulación podría causar importantes cambios dentro del ecosistema minero de la nación sudamericana.

Catalogada como el décimo país que más aporta poder de hash para la red de minería de Bitcoin y con una red de generación eléctrica con energías renovables, Venezuela ha sido llamada por muchos como una “potencia” para la minería de Bitcoin y otras.

Esta condición privilegiada para la minería en su momento fue fustigada por la Administración de Nicolás Maduro para luego ser “aprovechada” y precisamente la publicación de la Providencia 084-2020 proclamada por la SUNACRIP va en el orden de conseguir un beneficio por la situación.

Este nuevo cuerpo legal se plantea, según reza el artículo 1 del mismo, para regular todo lo relacionado con la minería de criptomonedas, incluyendo:

“el uso, importación, comercialización de equipos de Minería Digital, partes y piezas de éstos, equipamiento y acondicionamiento de espacios para ofrecer el servicio de hospedaje a equipos de Minería Digital, incluida la fabricación, ensamblaje, reparación y mejoras de tales equipos, así como que provean el servicio de minera digital en la nube”.

Del texto se puede ver que se buscó regular toda la actividad en su conjunto.

El artículo 2 del mismo también nos aclara que su aplicación será para todos los sujetos (sea cual sea su estructura legal) que se encuentren domiciliados en Venezuela y que incursionen en alguno de los objetos mencionados anteriormente.

Venezuela y cripto

Para las operaciones dentro del marco legal, la SUNACRIP plantea en el artículo 8 del texto la creación de un Registro Integral de Mineros (RIM), que será un mecanismo auxiliar del Registro Integral de Servicios en Criptoactivos (RISEC) que funciona hasta los momentos. Dicho Registro y la obtención de la Licencia vinculada con el mismo tendrá un costo, como se desprende del artículo 14 y 4, aunque dichos costos aún no han sido publicados aún.

En el mismo cuerpo legal se menciona, de forma somera, parte del proceso administrativo por el que se debe de cumplir para la adquisición de la Licencia y el registro, así como algunas de las prerrogativas que tiene la Superintendencia para rechazar, suspender o revocar la licencia de los sujetos en cuestión.

Centralización de la minería de criptomonedas en Venezuela
Uno de los aspectos que más ha generado discusiones dentro del ecosistema cripto venezolano ha sido la creación de un “Pool de Minería Digital Nacional”, elemento que se puede ver en el artículo 18 del texto legal. De forma expresa, en el cuerpo se menciona que dicho Pool se contempla:

“agrupar los mineros digitales dentro del territorio nacional e incentivar a la comunidad minera digital internacional a formar parte del referido pool, con el fin de acumular un alto poder de procesamiento que agilice la resolución de bloques”.

De forma consiguiente se puede leer que el Pool tendrá las funciones “normales” que se conocen que tiene este tipo de organizaciones.

Venezuela y Maduro

Sin embargo, el punto de discusión se centra en el artículo subsiguiente, el artículo 19 menciona:

“el usuario y usuaria que se dedique a la minería digital, sin estar conectado al Pool de Minería Digital Nacional, estará sujeto a las medidas, infracciones y sanciones, dispuestas en el Decreto Constituyente sobre el Sistema Integral de Criptoactivos.”

Esto implica que el uso del Pool será de carácter obligatorio para todos aquellos que se dediquen a la actividad de la minería a nivel nacional y en el caso de no cumplir, podrían ser sancionados con multas de 100 a 300 Petros o inclusive, si también incurren en delitos contra al acceso indebido al Sistema Integral de Criptoactivos, Sabotaje, Falsificación de documentos o hacer acciones que se vinculen con algún tipo de financiamiento al terrorismo, narcotráfico o legitimación de capitales podrá ser penado con penas de prisión de 1 a 3 años.

La comunidad cripto venezolana habla
Más allá de la promulgación de la ley, la nueva regulación ha sido una “sorpresa” para la comunidad cripto local, que no esperaba este tipo de regulaciones dentro del marco nacional. Para conocer más de la visión propia, hemos conversado con Anibal Garrido, trader y minero digital venezolano, quien en primer lugar nos comentó:

“la reciente promulgación de un decreto en torno a la regulación de la actividad de mineria digital en el país, ha generado mucho más malestar, en vez de proveer positivismo al bien necesario y requerido impulso del sector.”

Desde un punto de vista personal, Garrido mencionó que la ley se centra en “limitar” en lugar de brindar más opciones para quienes laboran dentro del sector.

Por último, hizo referencia al Pool de Minería Digital Nacional que se proclamó recientemente mencionando:

“un claro sesgo de que los responsables detrás de la redacción de la ley no incluyeron a la masa de cripto mineros del pais para la generación de aportes en base a la experiencia construida desde hace años en esta materia.”

Fuente: https://es.beincrypto.com/venezuela-publica-nueva-regulacion-mineria-criptomonedas/

3 cosas que está haciendo el régimen de Maduro para evadir las sanciones de EEUU

Por Moris Beracha.-

Artículo publicado en: http://www.konzapata.com

Las sanciones impuestas por el gobierno de Estados Unidos han ido escalando a lo largo del tiempo. Si bien tienen algunas excepciones como la compra de alimentos y medicinas, estas han sido tan contundentes que han complicado las trasferencias de recursos. Además, el over compliance establecido desde EEUU está afectando no sólo al régimen de Maduro, sino también a los privados que tradicionalmente han tenido negocios con el gobierno.

Con la asesoría de algunos aliados que aún apoyan a Maduro como Cuba y Turquía, el régimen está intentando evadir las sanciones para hacer algunos pagos, sobre todo de alimentos para las bolsas CLAP, y recibir algunos ingresos producto de la venta de oro y de petróleo. Para ello, están llevando a cabo algunas acciones.

En primer lugar buscan realizar operaciones pagaderas en monedas como el euro, la lira turca, el rublo ruso y el yuan chino. Recordemos que fuera del continente americano y algunos países europeos, se desarrolla una economía donde el intercambio comercial se mueve en un ambiente algo distinto, tal es el caso del Lejano Oriente y Europa del Este.

Ahora bien, las últimas sanciones decretadas hace un mes han complicado aún más la situación del régimen, pues el over compliance ya ha despertado temor en muchas entidades financieras europeas y turcas e incluso chinas que no desean tener problemas con la Administración de Donald Trump.

La segunda alternativa utilizada es a través de la extracción de oro del Arco Minero que es vendido directamente a Turquía. Y a algunos traders en los Emiratos Árabes Unidos. En Dubai, por ejemplo, el régimen de Maduro logra cobrar en efectivo en euros que luego trasladan a Venezuela. Esos euros son los mismos que han estado obligando a comprar a los bancos privados venezolanos. No obstante, la situación financiera de algunos bancos, producto de la política de aumento del encaje legal, les impide seguir absorbiendo estos euros.

Una tercera alternativa tiene que ver con el hecho de que la Administración de Maduro está obligando a proveedores a abrir cuentas en bancos árabes y chinos en euros o en monedas locales de esos países para poder pagar directo y recibir los productos que adquieren de estos proveedores.

Ahora bien, las últimas sanciones decretadas hace un mes han complicado aún más la situación del régimen, pues el over compliance ya ha despertado temor en muchas entidades financieras europeas y turcas e incluso chinas que no desean tener problemas con la Administración de Donald Trump.

Un ejemplo de esta situación es que el principal banco turco que operaba con el régimen de Maduro y que manejaba cuentas con el Banco Central de Venezuela, decidió cerrarlas y no continuar operando con el ente emisor venezolano. Casos similares están sucediendo en Rusia, Bulgaria y Grecia.

Como dato adicional está el hecho de que las empresas navieras también están mostrando resistencia, no sólo para el traslado de crudo venezolano sino de importaciones; tal es el caso de algunas empresas chinas.

Fuente: https://konzapata.com/noticia/72250/poderometro/3-cosas-que-esta-haciendo-el-regimen-de-maduro-para-evadir-las-sanciones-de-eeuu.html

CryptoNews – Todo lo que usted quiere saber sobre las criptomonedas en un solo lugar

Nadie aclara en el Gobierno los enredos del precio del petro

Por Moris Beracha.-

Artículo publicado en: http://www.konzapata.com

Cuando se habla del criptoactivo petro, un token creado por el régimen de Nicolás Maduro y que estaría soportado por las reservas de petróleo de Venezuela, saltan muchas preguntas que hasta la fecha son muy pocos los que pueden responder.

El precio de cotización inicial fue de 3.600 bolívares soberanos para el mes de agosto de 2018, tal como lo informara el gobernante de Venezuela, Nicolás Maduro, en conferencia de prensa desde el Palacio de Miraflores, sin embargo, en los anuncios no explicó cómo su equipo económico definió esta cifra.

Seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la informaciónCuatro meses después, nuevamente Maduro anuncia medidas económicas y coloca, sin explicación alguna, el valor del criptoactivo en 9.000 bolívares, lo que prende las alertas con respecto a su credibilidad.

Debido al hermetismo del régimen venezolano, cualquiera podría interpretar que el token se devaluó más de un 100%; sin embargo, fuentes oficiales sostienen que se ha incrementado el precio debido al alza de la cotización internacional y la modesta elevación de los precios del petróleo.

En los primeros días del mes de enero de 2019, el petro da nuevamente de qué hablar, por la controversial toma de posesión de Nicolás Maduro para un segundo mandato presidencial, el cual es rechazado por más de 60 países. El Gobierno dijo que la cotización del activo digital es de 36.000 bolívares.

La otra cara de petro, esta suerte de criptomoneda es la llamada “variación del tipo de cambio”. Aquí es donde viene el trampolín hacia la confusión, porque se cotiza en 60.104 bolívares, monto que resulta de multiplicar 60 dólares (lo que estipulan como valor del barril de petróleo nacional) al cálculo de la tasa oficial de cambio vigente que es de 1.001,74 bolívares (según la subasta 83 del Dicom).

Ante estos escenarios el economista venezolano Víctor Álvarez analizó el impacto sobre el salario mínimo de esta dualidad de precios: “Esta diferencia entre ambos precios del mismo petro destruye su credibilidad (…) Como se ve, el valor oficial del petro como Unidad de Cuenta es muy distinto al valor al que se transa como criptoactivo en el mercado. Esto afecta negativamente la remuneración de la fuerza de trabajo cuyo salario mínimo se estableció en medio petro. El valor como Unidad de Cuenta permanece fijo y congela los salarios, en comparación con el constante aumento de los precios”.

Finalmente es importante mencionar que seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la información que ofrecen sobre este activo digital.

CryptoNews – Todo lo que usted quiere saber sobre las criptomonedas en un solo lugar

Nadie aclara en el Gobierno los enredos del precio del petro

Por Moris Beracha.-

Artículo publicado en: https://konzapata.com

Cuando se habla del criptoactivo petro, un token creado por el régimen de Nicolás Maduro y que estaría soportado por las reservas de petróleo de Venezuela, saltan muchas preguntas que hasta la fecha son muy pocos los que pueden responder.

Según la página web http://www.petro.gob.ve, el petro es “una herramienta de intercambio financiero a nivel macro, meso y microeconómico, que permite la movilidad de recursos en cualquier nivel y la transformación digital de los mismos en su equivalente en cualquier tipo de divisa o criptomoneda, facilitando las transacciones comerciales y financieras entre los interesados”.

Seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la información.

El precio de cotización inicial fue de 3.600 bolívares soberanos para el mes de agosto de 2018, tal como lo informara el gobernante de Venezuela, Nicolás Maduro, en conferencia de prensa desde el Palacio de Miraflores, sin embargo, en los anuncios no explicó cómo su equipo económico definió esta cifra.

Cuatro meses después, nuevamente Maduro anuncia medidas económicas y coloca, sin explicación alguna, el valor del criptoactivo en 9.000 bolívares, lo que prende las alertas con respecto a su credibilidad.

Debido al hermetismo del régimen venezolano, cualquiera podría interpretar que el token se devaluó más de un 100%; sin embargo, fuentes oficiales sostienen que se ha incrementado el precio debido al alza de la cotización internacional y la modesta elevación de los precios del petróleo.

En los primeros días del mes de enero de 2019, el petro da nuevamente de qué hablar, por la controversial toma de posesión de Nicolás Maduro para un segundo mandato presidencial, el cual es rechazado por más de 60 países. El Gobierno dijo que la cotización del activo digital es de 36.000 bolívares.

La otra cara de petro, esta suerte de criptomoneda es la llamada “variación del tipo de cambio”. Aquí es donde viene el trampolín hacia la confusión, porque se cotiza en 60.104 bolívares, monto que resulta de multiplicar 60 dólares (lo que estipulan como valor del barril de petróleo nacional) al cálculo de la tasa oficial de cambio vigente que es de 1.001,74 bolívares (según la subasta 83 del Dicom).

Ante estos escenarios el economista venezolano Víctor Álvarez analizó el impacto sobre el salario mínimo de esta dualidad de precios: “Esta diferencia entre ambos precios del mismo petro destruye su credibilidad (…) Como se ve, el valor oficial del petro como Unidad de Cuenta es muy distinto al valor al que se transa como criptoactivo en el mercado. Esto afecta negativamente la remuneración de la fuerza de trabajo cuyo salario mínimo se estableció en medio petro. El valor como Unidad de Cuenta permanece fijo y congela los salarios, en comparación con el constante aumento de los precios”.

Finalmente es importante mencionar que seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la información que ofrecen sobre este activo digital.

Si quieres saber más de Criptomonedas: https://crypto-news.blog

Nadie aclara en el Gobierno los enredos del precio del petro

Por: Moris Beracha

Cuando se habla del criptoactivo petro, un token creado por el régimen de Nicolás Maduro y que estaría soportado por las reservas de petróleo de Venezuela, saltan muchas preguntas que hasta la fecha son muy pocos los que pueden responder.

Según la página web www.petro.gob.ve, el petro es “una herramienta de intercambio financiero a nivel macro, meso y microeconómico, que permite la movilidad de recursos en cualquier nivel y la transformación digital de los mismos en su equivalente en cualquier tipo de divisa o criptomoneda, facilitando las transacciones comerciales y financieras entre los interesados”.

Seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la información.

El precio de cotización inicial fue de 3.600 bolívares soberanos para el mes de agosto de 2018, tal como lo informara el gobernante de VenezuelaNicolás Maduro, en conferencia de prensa desde el Palacio de Miraflores, sin embargo, en los anuncios no explicó cómo su equipo económico definió esta cifra.

Cuatro meses después, nuevamente Maduro anuncia medidas económicas y coloca, sin explicación alguna, el valor del criptoactivo en 9.000 bolívares, lo que prende las alertas con respecto a su credibilidad.
Debido al hermetismo del régimen venezolano, cualquiera podría interpretar que el token se devaluó más de un 100%; sin embargo, fuentes oficiales sostienen que se ha incrementado el precio debido al alza de la cotización internacional y la modesta elevación de los precios del petróleo.

En los primeros días del mes de enero de 2019, el petro da nuevamente de qué hablar, por la controversial toma de posesión de Nicolás Maduro para un segundo mandato presidencial, el cual es rechazado por más de 60 países. El Gobierno dijo que la cotización del activo digital es de 36.000 bolívares.

La otra cara de petro, esta suerte de criptomoneda es la llamada “variación del tipo de cambio”. Aquí es donde viene el trampolín hacia la confusión, porque se cotiza en 60.104 bolívares, monto que resulta de multiplicar 60 dólares (lo que estipulan como valor del barril de petróleo nacional) al cálculo de la tasa oficial de cambio vigente que es de 1.001,74 bolívares (según la subasta 83 del Dicom).

Ante estos escenarios el economista venezolano Víctor Álvarez analizó el impacto sobre el salario mínimo de esta dualidad de precios: “Esta diferencia entre ambos precios del mismo petro destruye su credibilidad (…) Como se ve, el valor oficial del petro como Unidad de Cuenta es muy distinto al valor al que se transa como criptoactivo en el mercado. Esto afecta negativamente la remuneración de la fuerza de trabajo cuyo salario mínimo se estableció en medio petro. El valor como Unidad de Cuenta permanece fijo y congela los salarios, en comparación con el constante aumento de los precios”.

Finalmente es importante mencionar que seguirá siendo un enigma cómo opera realmente el petro, quién lo compra o si en verdad tiene confiabilidad suficiente para alzarse como método de pago, mientras las autoridades venezolanas no sean transparentes en la información que ofrecen sobre este activo digital.

Publicado en:  https://konzapata.com/noticia/71248/kondinero/nadie-aclara-en-el-gobierno-los-enredos-del-precio-del-petro.html

Si quieres saber más de Criptomonedas: https://crypto-news.blog/