En Dubái el arte se paga con Bitcoin

Por Moris Beracha.-

El ArtBank es el primer banco digital enfocado en el arte en el mundo. Fue lanzado como parte de Art Dubai, en marzo, en un intento por hacer de la ciudad un hub creativo.

«Dubái cree firmemente que el arte y la creatividad pueden hacer contribuciones claves para mejorar la felicidad de la sociedad y fomentar una cultura de la innovación”, declaró Shaikha Latifa Bint Mohammad Bin Rashid Al Maktoum, vicepresidenta de Cultura de Dubai.

Con esta iniciativa se espera que estas transacciones se traduzcan en mayores ganancias para los coleccionistas y facilite la transferencia de grandes sumas de dinero para trabajos costosos.

«Este es otro ejemplo de que Dubái está liderando la adopción de tecnologías avanzadas para mejorar la excelencia en varias esferas de la vida», agregó Shaikha Latifa. «Confío en que la iniciativa ayude a integrar la industria del arte más de cerca en el mundo digital e inspire el crecimiento de un próspero ecosistema creativo con sede en Dubai», finalizó.

Si quieres saber más de Criptomonedas: https://crypto-news.blog/

Criptodivisas; la otra cara de la moneda Virtual

Las criptomonedas fungen como una alternativa para el sistema monetario actual y Venezuela intenta probarlo.

El petro, la primera criptomoneda creada por un Estado, se puso de moda esta semana, incluso ayer Nicolás Maduro anunció, a través de un video en redes sociales, que la oferta de preventa alcanzó los mil millones de dólares en tan sólo dos días.

Esta divisa encriptada nació como una solución para “fortalecer la soberanía monetaria”, según la página de internet creada por el gobierno venezolano para el petro, mismo que será respaldado por “la República Bolivariana de Venezuela y de sus grandes reservas de petróleo crudo”.

Por ahora, la divisa se encuentra en fase de venta inicial, con un precio de 60 dólares por cada unidad, y la promesa es que podrá ser aceptado en el pago de impuestos, tasas, contribuciones y servicios públicos nacionales, utilizando un modelo similar al bitcoin.

Su uso internacional será promovido por Petróleos de Venezuela, ya que parte de sus transacciones deberán ser en petro.

LA IDEA ORIGINAL

Pero, ¿qué es el bitcoin? Es una criptomoneda creada en 2009 por Satoshi Nakamoto. Éste fue el inicio de estas criptodivisas que ahora superan las mil 500 criptomonedas, según el portal coinmarketcap.com. El bitcoin, ether, litcoin y ripple son las más populares.

Las criptomonedas son “dinero virtual cuyo valor depende del uso que se les dé”, y sirven para realizar pagos y transacciones a través de la tecnología blockchain, explicó a Excélsior Natalia Cueto, cofundadora de Blockit, una empresa dedicada a hacer investigación sobre blockchain o cadena de bloques, una tecnología que envía información de computadora a computadora (peer 2 peer).

Según Cueto, funcionan a través de códigos matemáticos y “no dependen de ningún banco o autoridad central sino del consenso de todas las personas conectadas en la red que las utilizan”.

Cuando una persona  quiere hacer transacciones con una criptomoneda todo inicia con la petición desde cualquiera de sus dispositivos electrónicos.  Para validarla, los “mineros”, que son personas que tienen un programa computacional especial para verificar los códigos de encriptación de estas divisas, activan el protocolo para revisar que la transacción sea correcta.

Al final, envían la aceptación o el rechazo de la transacción, si es aprobada, el “minero” obtiene una comisión por la operación.

Este sistema es el que permite que no dependan de ninguna autoridad, haciendo movimientos monetarios en el anonimato.

Son “potencialmente utilizables como paraíso fiscal porque mientras no estén reguladas no hay manera de que las dependencias fiscales cobren impuestos por ello. Sin embargo, no es el objetivo ni la mayoría de las criptodivisas se usan para eso”, adviritó Cueto.

Y puntualizó: “Las criptomonedas nacieron con el fin de subsanar las fisuras que mantienen al sistema monetario inestable y parten de la esperanza de descentralizar el poder del dinero para no depender de una autoridad.”

Según la experta, para crear una criptomoneda se necesita hacer una Oferta Inicial de Moneda (Initial Coin Offering, ICO), en la que se le pone un precio para ofrecerse al mercado abierto; cualquier persona puede comprarla y así la moneda adquiere un valor, que es lo que hizo esta semana Venezuela con el petro.

Para que la criptomoneda incremente su valor, necesita generar confianza en los usuarios y hacer que más gente la utilice. “Una criptomoneda vale porque tú crees que vale”, sentenció Natalia Cueto.

EN LA MIRA DE LOS PAÍSES

La practicidad de estas transacciones ha logrado que varias naciones consideren el uso de este tipo de monedas digitales.

Venezuela no es el único interesado, de acuerdo con el portal Diario Bitcoin, Islandia tiene el auracoin, España el pesetacoin, Perú presume el inkacoin y Las Vegas se inspiró en el bitcoin para tener Las Vegas coin.

Además, Rusia está pensando en desarrollar el criptorrublo y Estonia plantea lanzar este año el estcoin; mientras que China y Dubái lo están considerando, afirmó la cofundadora de Blockit.

Para que esto ocurra, deben de existir algunas condiciones especiales. La página de internet Criptodependencia, un blog que tiene como misión ofrecer información sobre el mundo de las criptomonedas, escribe acerca del reto que representaría crear una criptomoneda, pues hay que desarrollar condiciones para los trabajos de criptominería, como: un costo accesible en la electricidad, alta velocidad de internet y un clima frío, requisitos para que las computadoras dedicadas a esto se mantengan en buenas condiciones y puedan ofrecer un retorno de inversión.

Irkutsk en Rusia está considerado uno de los mejores lugares para la minería y se le ha llamado “capital de la criptominería” por su bajo costo de electricidad; Canadá, Islandia, Suiza, China y varios países europeos también cumplen las características, de acuerdo con una investigación de Garrick Hileman y Michel Rauchs en la Universidad de Cambridge, en Reino Unido.

El desarrollo de las criptomonedas aún es muy joven, pero Natalia Cueto argumenta que su uso, en un futuro, puede ser benéfico. “Si seguimos manteniendo la desigualdad entre ricos y pobres, el sistema económico que tenemos va a colapsar. Se necesita hacer una reestructura del valor del capital en la economía, por ello las criptomonedas pueden ser una opción para las personas”.

Fuente: http://www.excelsior.com.mx/global/2018/02/24/1222492

 

 

El bitcoin llega al mercado inmobiliario mallorquín

Un mallorquín ha abierto la veda y ha puesto en venta una casa en la costa dando la opción de adquirirla en bitcoins, la moneda virtual alabada y denostada a partes iguales. Espera captar así el interés de más compradores y repetir el éxito que tuvo la operación cerrada recientemente en Tarragona.

La casa es luminosa. Amueblada. Con sus habitaciones y sus baños. Sus muebles. Una terraza. Cuadros. La decoración, clásica. Hay un garaje también. A primera vista, una de las miles de casas que hay actualmente a la venta en Mallorca.¿Una vivienda más? Podría decirse que sí, pero hay una particularidad que la distingue entre el resto: se puede comprar en euros (en torno a los 400.000) o, si lo prefiere alguien, en un tipo de moneda que está en boca de todo el mundo durante los últimos meses: bitcoins.

Se trata de un método de comercialización pionero en el mercado inmobiliario en Mallorca, aunque no así en el resto de España. A principios de mes, se vendió en Tarragona el primer piso en bitcoins a nivel estatal40 unidades de esta moneda virtual que sus defensores alaban como un ejemplo de «economía entre iguales» –al margen de las directrices de gobiernos y bancos centrales– aunque también es objeto de críticas por su excesiva volatilidad.

Precisamente, el éxito mediático de la compraventa en Tarragona llamó la atención de un ciudadano mallorquín con una casa para vender en Can Picafort. «Con mis compañeros de trabajo, había hablado de los bitcoins, y ya llevábamos unos meses informándonos sobre su funcionamiento. Leímos que también había un ejemplo de casa en Eivissa que se vendía en esta moneda», relata Joan, quien considera que este método de comercialización puede potenciar el interés de inversores nacionales o internacionales.

«Lo que nosotros queremos es vender la casa, y hacerlo de manera legal, claro», agrega este propietario, incidiendo en un mensaje que repetirá a lo largo de la conversación. La idea básica: no acuden a los bitcoins para sortear a Hacienda ni nada parecido.

 

Fuente: Diariodemallorca.es